Un AFOL no es AFOL si no construye con los ladrillos de LEGO ® lo que lleva en la cabeza. Los modelos propios (MOC en la jerga del colectivo adoptada del acrónimo inglés My Own Creation) son su carta de presentación y es cómo se da a conocer en esta comunidad tan peculiar.Estas creaciones propias pueden ser impresionantemente complejas… con pocas piezas o con un número cercano al infinito. Pero también pueden ser increíblemente sencillas con un puñado de ladrillos, o necesitar una cifra casi incontable. El cielo es el límite de la creatividad.